Se encuentra usted aquí

La clave del éxito, personal y profesional, está en las personas.

 

Ejercer el liderazgo en la vida personal y profesional implica practicar la empatía, la escucha activa y la asertividad; primar la capacidad de servicio; ofrecer un discurso claro; gestionar el lenguaje gestual; mantener conversaciones no violentas y fomentar la retroalimentación. En definitiva, controlar la comunicación que ofreces en medios físicos y en entornos digitales y conectar con tus escuchantes.

 

Manejarse con naturalidad y actuar con seguridad en cualquier ambiente, conocer el papel que tienes que ejercer en cada momento concreto y transmitir con confianza, entusiasmo y persuasión aportan un valor añadido a tu currículo profesional.

 

La comunicación es la herramienta esencial de un líder y un mecanismo de interrelación humana que favorece el establecimiento de vínculos y consolida relaciones asentadas en el respeto, la confianza y la obligación mutua.

 

El líder inspirador, honesto y competente transmite sus valores, sueños y anhelos; su energía, compromiso y valor de futuro, en un proceso de comunicación bidireccional que entabla con sus colaboradores, con los que ejerce el rol de perceptor.

 

Sin los colaboradores, receptores de mensajes y creadores de respuestas, el liderazgo no existe.

 

En una época en la que Internet permite la difusión rápida del conocimiento, cuanto mayor sea la congruencia entre los que decimos y hacemos, menor será la brecha entre ambas acciones y mayor será la eficacia del liderazgo.

 

¿Cuáles son los elementos comunicativos esenciales de un líder?

 

El protocolo social, la NETiqueta y la oratoria emocional.

 

Comunicación para el liderazgo te ofrece las herramientas esenciales para la gestión de la marca personal y te facilita los recursos necesarios para convertirte en un líder.

 

Puedes inscribirte en https://www.esi.academy/finalizar-compra